Páginas

martes, 3 de marzo de 2015

Cómo recuperar el humor.

El humor es una entidad esquiva. En mi propia profesión, he encontrado que el humor ha sido dado de lado. Habrá quien considere que la persona con humor no se toma las cosas en serio o quien considere que el humor "oculta algo". 

El humor es uno de los rasgos propios de las personas "resilientes" (ahora que la resiliencia está tan de moda) 

Trabajar el humor, es una asignatura olvidada. No hablo de los talleres de risoterapia. El llamado Yoga de la Risa, busca unos efectos físicos - y en los chackras, si uno cree en ello- y es indudable que los tiene, y que son placenteros y beneficiosos. El humor va más allá de eso. El humor es realmente protector, y sus efectos, por lo que se ha podido comprobar, van más a largo plazo. 

En el plan de entrenamiento del humor de McGhee, un teórico-práctico sobre el humor, este propone:
  1. Aprender a reconocer el humor propio.
  2. Afrontar con humor situaciones difíciles.
  3. Aprender a reírse (corporalmente hablando)
  4. Trabajar el chiste y las Ocurrencias espontáneas.
  5. Ver lo cómico en la vida diaria.
  6. Trabajar la ironía.
  7. Estrategias humorísticas.
¿Quieres entrenar tu humor? Ponte en contacto conmigo para los próximos grupos de encuentro.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hola, los comentarios serán moderados. Se paciente y gracias pro tu contribución.